Un nuevo estudio afirma que los bebés recién nacidos son capaces de distinguir su lengua materna mucho tiempo antes de haber nacido. Esto no implica que reconozcan o tengan algún tipo de conciencia sobre el significado de las palabras que escuchan, pero sí son capaces de identificar si alguien que les habla lo hace en la lengua materna o en un idioma desconocido.

recien-nacidos-reconocen-lengua-materna

El estudio se llevó a cabo en dos lugares del mundo distantes geográficamente y con dos lenguas muy diferentes: Tacoma en EEUU y Estocolmo en Suecia.

El estudio se basó en comprobar el comportamiento de un grupo de 40 bebés con una edad de entre siete y setenta y cinco horas, es decir, prácticamente recién nacidos la mitad suecos y la mitad de EEUU. A estos bebés se les dio un chupete conectado a un ordenador (su primera experiencia informática, si lo piensas). Un programa en la computadora midió las veces que el bebé succionaba el chupete.

A partir de aquí es cuando el experimento se vuelve curioso, durante un tiempo dos personas estuvieron hablando a los 40 bebés, primero una en sueco y luego otra en inglés. Pudo comprobarse que cuando los bebés escuchaban hablar a alguien en un idioma desconocido para ellos el ritmo de succión del chupete aumentaba considerablemente y disminuía a un ritmo más relajado cuando las palabras que escuchaban pertenecían a la lengua materna. Según parece, que desde que el bebé está en el vientre materno ya comienza a escuchar y asimilar el acento y la forma de hablar de la misma madre y de otras personas cercanas, especialmente en las últimas 10 semanas de gestación. [Vía e imagen Popsci]

Unknown source

 

Leave a reply